Utilizamos cookies propias y de terceros, para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio Web. Si continúa navegando asumiremos que está de acuerdo.  + Información aceptar

Buscar en nuestro blog

Consejos prácticos para el mantenimiento de la piscina

Consejos prácticos para el mantenimiento de la piscina

En esta nueva entrada de nuestro blog, os queremos dar a conocer los principales parámetros del agua que debemos controlar y medir de manera periódica, para el correcto mantenimiento de la piscina:

  • analisis-agua-piscina■ Ajuste del valor del pH: El primer paso para mantener un agua saludable y respetuosa con la piel, es mantener unos valores correctos del pH entre 7,2 y 7,6. La regulación del pH es la base para el resto de medidas del cuidado del agua, de manera que cuando no se mantiene el pH dentro del intervalo ideal, el resto de pasos para el cuidado del agua no funcionan adecuadamente. Por este motivo se debe comprobar el valor del pH al menos una vez por semana, y corregirse en caso necesario con minorador de pH o incrementador de ph según sea el caso. Un pH alto provoca disminución del efecto de desinfección, aguas turbias, irritaciones de ojos y mucosas, destrucción de la capa protectora natural de la piel, y precipitación de cal en el agua con formación de incrustaciones. Por otro lado, un nivel de pH bajo provoca corrosión de los materiales de metal, deterioro del vaso, irritación de ojos y mucosas, y un exceso de desinfectante.

  • fotometro-scuba-ii■ Cloro residual libre: Debido a que el agua de nuestra piscina requiere una desinfección continuada durante toda la temporada de baño, se debe analizar los niveles de cloro residual libre (agua con poder desinfectante) y ajustarlos para que se mantengan entre 0,5 y 2 ppm. Con el uso de tricloro como desinfectante aseguraremos el cloro residual libre en la piscina, indispensable para destruir aquellos microorganismos que se puedan ir introduciendo después de que el agua ya esté desinfectada. Se debe comprobar el valor de cloro residual libre todos los días.

  • ■ Alcalinidad total: Este parámetro nos indica la cantidad de componentes alcalinos (carbonatos, bicarbonatos e hidróxidos) disueltos en el agua de la piscina y es importante, porque mide la capacidad del agua de resistir los cambios de pH (efecto tampón). Por ello se recomienda comprobar su valor una vez a la semana y ajustar su valor entre 80 a 120 ppm. Con una alcalinidad adecuada aseguraremos un mejor control del pH y menos alteraciones de este. Si la alcalinidad es baja se utilizará un incrementador de alcalinidad para ajustarla, mientras que si la alcalinidad de la piscina es demasiado alta, se procederá a bajarla agregando minorador de pH.

  • tiritas-aquacheck-4-parametros■ Estabilizador de ácido isocianúrico: Otro parámetro a tener en cuenta es el nivel de ácido isocianúrico presente en el agua de la piscina, ya que el cloro libre se descompone rápidamente por la acción de los rayos ultravioletas del sol, y el ácido isocianúrico (CYS) lo protege de estas propiedades de descomposición de la luz solar. Es decir, este ácido isocianúrico es un producto estabilizante que actúa de manera óptima siempre que se encuentre en un intervalo de 20 a 50 ppm (no exceder 100 ppm), siendo aconsejable analizar su nivel dos veces a la semana. Por debajo de este intervalo el cloro desaparecerá demasiado rápido y no realizará su función desinfectante apropiadamente. Si el ácido isocianúrico supera los 100 ppm, el agua puede ser perjudicial para la salud, además de impedir que el cloro actúe eficazmente sobre los microorganismos, por lo que habrá que renovar parte del agua de la piscina. Como el ácido isocianúrico forma parte de los dicloros y tricloros, aumenta su concentración cada vez que dosificamos pastillas o granulado de estos productos.

 

Recuerda que en nuestra tienda online, podrás comprar todo tipo de productos para el análisis del agua de la piscina: analizadores, tiras analíticas, fotómetros y medidores.

La Piscina Mágica, tu tienda online de piscinas.